Sábado 08 de Agosto de 2020   |   Un día como hoy...

Partido de Florentino Ameghino | Buenos Aires

  Home

Contacto



Portada | Información General | Policiales | Opinión | Cultura y Educación | Deportes | Provincia | Sociedad

17-01-2020 - DE MIS APUNTES
Esa perfumada espuma

(primera parte)
Por Teresita Ceres de Arena


Considerando todas las comodidades que los inventos modernos nos brindan, pensemos que nuestros antepasados vivían felices en condiciones de vida que nosotros no podríamos soportar.


Los antiguos conocían el jabón; viejas leyendas cuentan que los griegos daban mucha importancia a los cuidados corporales, los soldados antes de salir a combatir untaban sus cuerpos con aceite y esencias aromáticas.


Los ungüentos más finos se sacaban de sustancias resinosas de ciertos árboles y los aceites fragantes de las semillas.


Entre los romanos, los baños eran muy trascendentes y constituían una especie de rito. En forma rudimentaria, en los baños públicos había piscinas, masajes, gimnasios.


Nuestros mayores conocían los ingredientes para fabricar el jabón y durante siglos usaron procedimientos muy primitivos.


Al parecer, fueron los fenicios los primeros en obtener jabones sólidos y comerciar con ellos.


Los elegantes de Roma, para teñir el cabello de rubio usaban un jabón especial fabricado en Alemania.


193 años después de J.C. un autor griego usó la palabra "sapón", que significa jabón.


Los árabes lo usaban en medicina y para la limpieza de la ropa; en el siglo IV se hablaba de un jabón negro.


Los más conocidos se usaban como remedios y perfumes: mirra, laurel, jengibre e incienso.


Los primeros sólidos, a base de soda, se manufacturaron en Italia. Para proteger la industria y con el fin de controlar la calidad debían llevar una marca en una de sus caras.


Recuerdo que cuando lavábamos la ropa en una batea, con mi mamá usábamos el jabón "Federal".


Pueden ser solubles e insolubles, los primeros en los quehaceres domésticos se dividen en jabones duros o blandos según la cantidad de agua que contienen.


Continuará...


 






Editor propietario Diego A. Falcinelli / B° Obrero C. 46 - (6070) Lincoln - Bs. As.
Tel. 02355-15456819 / 15472401 / lamarcadelincoln@yahoo.com.ar
Edición N° 3666 - Registro de Propiedad Intelectual: 5314522 - N° de Registro DNDA: en trámite