Jueves 21 de Marzo de 2019   |   Un día como hoy...

Partido de Florentino Ameghino | Buenos Aires

  Home

Contacto



Portada | Información General | Policiales | Opinión | Cultura y Educación | Deportes | Provincia | Sociedad

28-02-2019 - DE MIS APUNTES
Esos copos blancos (Primera parte)

Por Teresit Ceres de Arena.




Las extensas plantaciones de algodón hacen evocar los sufrimientos de los esclavos negros, los terratenientes los empleaban para la cosecha teniendo el duro concepto de obligarlos a trabajar para otros.
En los cálidos días de primavera revolotean con el viento semillas envueltas en una especie de capullo, que se posan en lugares donde pueden difundir su especie.
Esa pelusa es simple algodón que no se utiliza por sus fibras cortas para hilar. Para que tenga la longitud necesaria se requiere abundante agua, temperatura cálida y tierra fértil.
En épocas remotas el hombre conocía el secreto del algodón, lo cultivaban hasta los pueblos más primitivos, los egipcios lo conservaban sólo por su belleza decorativa.
La India fue uno de los primeros países en cultivarlo. En la época de cosecha, mujeres, ancianos y niños pasaban casi todo el día en los algodonales.
Los romanos comerciaban con él y compraban en abundancia tejidos del mismo.
Casi toda Asia empleaba el algodón, a excepción de China que hasta el siglo XIII usaba la seda para vestirse.
Se tejían más o menos rústicos, en diversas categorías y teñidos de vivos colores.
En el siglo X los árabes introdujeron el cultivo del algodón en España, Sicilia y Calabria, donde la planta halló clima y terreno propicio; hasta el siglo XIV los algodones de Granada, en España, fueron considerados más hermosos que los de Oriente.
La rueca es el instrumento más sencillo usado para hilar, dispone igualmente los hilos y los retuerce tan bien como una máquina hiladora.
En las tierras desconocidas de América también se lo cultivaba y se hilaban sus fibras sobre todo en Las Antillas, México, Perú y Brasil.
Continuará…

Teresita Ceres de Arena







Editor propietario Diego A. Falcinelli / B° Obrero C. 46 - (6070) Lincoln - Bs. As.
Tel. 02355-15456819 / 15472401 / lamarcadelincoln@yahoo.com.ar
Edición N° 3160 - Registro de Propiedad Intelectual: 5314522 - N° de Registro DNDA: en trámite